El Ministerio de Salud, la autoridad sanitaria de Argentina, presentó nuevos test de coronavirus de antígeno para el SARS-CoV-2 que permitirá un resultado entre 15 y 20 minutos en personas que presenten síntomas compatibles con la enfermedad COVID-19.

“Lo que estamos presentando es una aplicación innovadora para acelerar y mejorar el potencial operativo de DetectAr, que consiste en salir y buscar a los presuntos enfermos para identificarlos rápidamente con el objetivo de, en primer lugar, tratarlos y sobre todo interrumpir la cadena de contagios”, dijo el ministro González García durante la presentación que se realizó durante los operativos DetectAr realizados en las ciudades de Florencio Varela y Quilmes, en Buenos Aires.

Gracias a la tecnología y a la rapidez de esta prueba, según el ministro, “el resultado es al momento, por lo que quien es positivo comienza con el aislamiento y el tratamiento a seguir por los especialistas. Por tanto, favorece la detección temprana”.

Sin embargo, esta nueva prueba no sustituye a las pruebas de PCR para detectar el nuevo coronavirus que paraliza al mundo desde hace más de nueve meses.

Arnaldo Medina, secretario de Calidad en Salud dijo: “La PCR en tiempo real es la prueba con mayor sensibilidad y mayor capacidad de detección del virus. Por lo general, estas pruebas, como la PCR o la isoterma, descubiertas en nuestro país, son pruebas que buscan ADN, es decir, utilizan el genoma del virus para detectarlo. En este caso, lo que identifican estas pruebas son las proteínas de superficie del virus, el antígeno, que es la proteína que luego genera los anticuerpos”.

¿Cómo es este test?

La prueba utiliza lo que se conoce como tecnología de flujo lateral, similar al método que permite las pruebas de embarazo caseras. Estas pruebas esencialmente activan una muestra líquida en la superficie de una almohadilla con moléculas reactivas para dar un resultado.

Mientras una prueba de embarazo sirve para detectar una hormona, este test rápido de covid-19 busca un antígeno, una pequeña parte de la proteína del coronavirus que se toma en el interior de la nariz.

Otra ventaja de esta tecnología es que facilita el acceso al diagnóstico virológico sin necesidad de equipos de alta complejidad. «Estamos aplicando por primera vez en Argentina una tecnología de punta que se utilizó en todo el mundo hace 20-25 días», dijo el ministro.

Esta nueva prueba minimizará la transmisión del coronavirus y ayudará a facilitar el trabajo de los laboratorios de biología molecular en las diferentes jurisdicciones del país.

Debido a todas estas propiedades, la prueba de antígenos es ideal para enfoques en el punto de atención para evaluar de manera sistemática y simultánea a un gran número de personas para realizar tests más rápidos.

«Básicamente, se recomienda utilizarlo para el rastreo de procesos para poder hacer el diagnóstico en el lugar. De esta manera se pueden evitar horas de espera y en ocasiones 1 o 2 días para el resultado, lo que hace que las medidas de aislamiento sean mucho más efectivas al indicarsele los procedimientos necesarios en el momento. Con esta prueba se logra rápidamente la misión y se le da más potencia, y se ve que se puede intensificar el plan de detección en todo el país ”, agregó Arnaldo Medina.

Respecto al porcentaje de efectividad de estas nuevas pruebas que presentó el Ministerio de Salud, Medina dijo que existen diferentes sensibilidades.

“Es lo que dice la empresa que lo vende y esto se verifica posteriormente en nuestro país, lo hace ANMAT o mediante un certificado de otro país con un convenio que tiene ANMAT que confirma esa sensibilidad. Creemos conveniente que tenga un registro de más del 90% en efectividad para estos casos».

Actualmente, hay grandes expectativas de que los vuelos regresen. Pero aún no se sabe exactamente cuándo serán ni qué medidas de saneamiento se tomarán para su tan esperado regreso. Ante las inquietudes, Arnaldo responde: “primero hay que revisar la estrategia de hisopar a todas las personas que van a volar, creemos que esto no es efectivo. “Hay medidas que se pueden tomar que reducen en gran medida el riesgo de contagio, pero en realidad el hisopado dura unas horas porque la persona puede incubar la infección y los síntomas pueden aparecer horas o días después, para lo cual esta metodología no da garantías”.

En conclusión, dijo que no lo recomendarían, pero en ese caso buscarían pacientes que se encuentren asintomáticos, porque si tuvieran síntomas no podrían tomar un vuelo, porque con una combinación de dos síntomas se vuelve un caso sospechoso.

Es por esto que esta prueba ya está excluida cuando se buscan pacientes asintomáticos, ya que no es útil para esta búsqueda.